Capitalismo sin capital: La economía donde predomina lo intangible

Hasta hace algunos años las empresas más prestigiosas y exitosas eran aquellas que centraban sus inversiones en bienes físicos como vehículos, sucursales o maquinarias. Si bien estas adquisiciones aún demuestran el poder e influencia de una empresa, ahora el mayor interés de las grandes organizaciones gira entorno a los activos intangibles.

Este giro en la economía mundial, deja de lado los bienes cuantificables para enfocarse en bienes un poco más abstractos tales como las patentes, marcas, tecnologías, conocimientos y capacidades intelectuales del capital humano.

El conocimiento como fuente de riqueza

Así como una máquina ensambladora es una forma de capital porque genera riqueza, también un ingeniero o un arquitecto lo son, porque su conocimiento y habilidades generan riqueza. Pero esto no quiere decir que una persona que no tenga estos títulos está exenta de poder aprovechar su conocimiento.

Para hacer un negocio sin capital monetario necesitas convertir aquello que sabes en tu capital e invertirlo para generar un producto, este será tu principal activo, el que podrás vender en cualquier forma.

Un buen ejemplo del gran alcance que puede tener el capitalismo sin capital, es la reconocida empresa Google. La idea y los primeros rasgos de la empresa nacieron en el dormitorio de Larry Page, uno de sus cocreadores, y posteriormente el equipo se mudó a un garaje para tener una sede y poder cobrar un cheque que habían conseguido para continuar con su proyecto.

En este modelo económico de bienes intangibles, lo material no tiene tanta importancia como las ideas, la creatividad y el conocimiento, es decir, el talento humano.

Emprendiendo sin capital en el mundo moderno

La forma principal de emprender sin invertir en capital físico es por medio del internet. Este es un medio muy versátil que te permitirá compartir aquello que sabes con muchas personas a nivel mundial y en muy poco tiempo si tienes la difusión adecuada.

A continuación te presentamos algunas ideas de negocios que puedes iniciar desde la comodidad de tu hogar y utilizando sólo tu conocimiento como capital:

  • Servicio de asesorías: Si tienes mucha experiencia en algo, por ejemplo eres madre de tres niños y además, cuidar niños es tu profesión (Profesora, pediatra, niñera), puedes abrir una página web de consultoría para padres.
  • Vende tu arte: Si eres bueno con la fotografía y ya tienes una cámara de buena calidad, lo único que tienes que hacer es salir y capturar hermosas escenas. Esta es una buena idea que seguro se le ha ocurrido a muchos, pero no es lo único que puedes hacer, es aplicable a casi todos los tipos de artes: dibujo (tanto digital como en papel), música, esculturas, talla, entre otros.
  • Crea un blog: Aquí puedes plasmar toda tu experiencia en aquel tema que te apasiona: maternidad, viajes, comida, tecnología ¡Lo que tú quieras! Sólo asegúrate de subir contenido de calidad, totalmente original y que sea útil para tus seguidores.
  • Vende tu conocimiento en formato digital: Puedes impartir tu conocimiento con cientos de personas, sin necesidad de que estés presente, y lo mejor, es que existen muchos formatos para hacerlo: libros digitales, video tutoriales o audiobooks.

También existen otras formas en que puedes impartir tu conocimiento para crear un negocio, y aunque su alcance es un poco más reducido, siguen siendo muy buenas ideas:

  • Da clases: Esta forma de obtener dinero puede ser aprovechada por quienes no se sienten cómodos con las herramientas digitales. Puedes empezar con clases personalizadas, en donde te encargues de una sola persona por vez, o de grupos pequeños.
  • Enseña en seminarios: La gran mayoría de empresas buscan personas que impartan conocimiento a los empleados mediante seminarios, esta es tu oportunidad. Podrías terminar haciendo seminarios y conferencias a nivel internacional.

A medida de que experimentes y obtengas tus primeros éxitos puedes utilizar varias de estas ideas para ampliar tu empresa, por ejemplo, si te gusta la fotografía, y tienes muchas habilidades, puedes vender tus fotografías a revistas y  páginas web (vendes tu arte), pero también puedes ofrecer cursos digitales de fotografía, o clases personalizadas.

La economía intangible facilita que cualquier persona, en cualquier parte del mundo pueda implementar o compartir una gran idea sin la necesidad trasladarse, o de depender de grandes equipos. Es un modelo económico creciente con muchos desafíos, pues para todas las personas y empresas a nivel internacional resulta difícil expresar su valor económico sin apoyarse en medios físicos.

Los inconvenientes del capitalismo sin capital son obvios, como riesgo de plagio o dificultad para asignar un precio a los productos e ideas, pero hay una gran ventaja: el riesgo de pérdidas es mínimo o nulo, ya que no existe un capital inicial. El capital principal es tu conocimiento, así que, aunque tu plan no salga a la primera, tu conocimiento seguirá intacto y con más oportunidades de crecer.

Write a Comment